GLOBUS
Ir al contenido central de la web | Ir al menú de la web

Logotipo de la revista Cocina ligera

Revistas Relacionadas

La revista de recetas bajas en calorías

NUTRICIÓN SANA

Cocina ligera
Cocina ligera. Pescado congelado
Newsletters ¡Suscríbete!


Ingredientes Estrella

Pescado congelado

Tan sano y nutritivo como el fresco. Al comprar un buen producto congelado, podemos estar tranquilos de que mantiene sus proteínas, vitaminas, minerales... Luego, eso sí, hay que saber descongelarlo bien.

MAURICI PLANES, chef nutricionista y asesor de La Sirena (www.lasirena.es), nos aconseja:

 

  • Los alimentos, una vez recogidos, están sometidos al envejecimiento, se exponen a la luz, la humedad, los microorganismos... Cuando se compra un buen producto congelado, se tiene la garantía de que el alimento, nada más obtenerse, es ultracongelado (congelación rápida a -40º C) y mantiene sus cualidades y nutrientes.

 

  • Después, es importantísimo descongelarlo bien. De hecho, del proceso de descongelación depende en gran parte el éxito de un plato. Como recomendación general, hay que descongelar en la nevera en un recipiente con rejilla para que los jugos no “contaminen” el alimento, o cocerlo directamente congelado. Otra ayuda para una descongelación rápida es el programa adecuado del microondas.

 

  • Si el producto está, además, envasado al vacío o es marisco crudo y con cáscara, se puede sumergir en agua fría hasta que se descongele. En el caso del pescado, hay que descongelarlo siempre, a menos que se vaya a hacer cocido en agua, al vapor y en determinadas cocciones al horno y guisos.

 

4 recetas con pescado congelado

 

Congelar en casa

  • Si vas a congelar pescado en casa, éste debe ser muy fresco, estar limpio de tripas, cabeza y escamas, y, si es grande, prepararlo en rodajas o filetes. El pescado congelado se puede cocinar en guisos directamente, pero para el horno o fritura, conviene descongelarlo 4 h. antes.

Signos de una mala congelación

  • Cuando la congelación de un alimento ha sido lenta, defectuosa, se formarán grandes cristales de hielo con ristas pronunciadas que romperán las paredes celulares de los alimentos. Cuando se descongele, notarás que suelta un montón de jugos interiores (¡y adiós a los nutrientes!) y que su aspecto y textura han cambiado.

La cadena del frío

  • Desde que compras el pescado congelado hasta que llegas a casa hay riesgo de que la temperatura del producto supere los -18º C. Vamos, que empiece a descongelarse. Cuando esto sucede, se habla de que se rompe la cadena del frío. Ya no podrás volver a congelarlo y deberás cocinarlo en menos de 24 horas.

Sus vitaminas

  • Hay numerosos estudios que demuestran que los productos congelados (los bien congelados, claro) tienen tantas –o a veces más, dicen– vitaminas como los frescos, y su valor nutricional es muy alto. El pescado, al cuarto día de su captura, llega a perder hasta el 50 por ciento de sus propiedades. Si se congela en cuanto se pesca, mantiene su calidad.

Estrellas del congelador

  • Aunque ya queden pocos, hay que recordar que los frigoríficos con hasta tres estrellas no son adecuados para la congelación, aunque los de tres estrellas sirven para conservar lo ya congelado (alcanzan los -18º C). Sólo los de cuatro estrellas congelan correctamente los alimentos frescos en casa porque llegan a la temperatura de -24º C, incluso menos.

Otros ingredientes que te pueden interesar

 

Buscador de más recetas ligeras

Degusta Madrid


Datos de contacto de GLOBUS Grupo Bunnier:

OTRAS PUBLICACIONES GLOBUS:

Dirección de contacto de GLOBUS COMUNICACION,

©GLOBUS COMUNICACION, S.A.

 

C/ Príncipe de Vergara Nº109.

 • 

28002 Madrid.

 • 

Tel.:91 447 12 02

 • 

Fax:91 447 10 43.

Opciones generales de GLOBUS:

Política de privacidadAviso legalMapa web